Origen del nombre Argentina: La quimera de la plata

El origen del nombre Argentina es de 1554, en que aparece como Terra argétea o argentea, del latín argentum que significa plata, en los mapas del portugués Lopo Homem. Se popularizó en 1601, con el poema Argentina de Martín del Barco Centenera. En 1860, se establece República Argentina como nombre oficial.

Vamos a contar aquí, cuál es el origen y significado del nombre Argentina, y por qué prevalece frente a las otras denominaciones. Mostraremos que la palabra Argentina que aparece utilizada por primera vez en 1554, por un cartógrafo portugués, para nombrar a nuestra tierra, deberá sin embargo, esperar 306 años hasta su oficialización.

¿Nuestro país tuvo otros nombres antes de llamarse Argentina? …¿Cuáles fueron?

Mapa mundi de Lopo Homem de 1554. Detalle
Mapa mundi de 1554 de Lopo Homem cartógrafo portugués. Aquí aparece el nombre de como Terra argétea

Así es, nuestro país tuvo varios nombres, antes de llamarse Argentina. Todos ellos contenían las palabras Río de la Plata, que luego alternó con la palabra América en la época de la Independencia.

Efectivamente, durante el período de la conquista y población española, y posteriormente durante la formación del estado argentino, nuestra tierra recibió diferentes denominaciones: Gobernación del Río de la Plata, Virreinato del Río de la Plata, Provincias Unidas del Río de la Plata, Provincias Unidas de Sud-América, Confederación Argentina o Nación Argentina. Finalmente en 1860, se establece por decreto el nombre de República Argentina que es el nombre oficial, pero el nombre adoptado por los usos y costumbres de nuestra gente es simplemente Argentina.

La ruta de la Plata

España y Portugal se disputan la ruta de la Plata, discutían su supremacía sobre estas tierras y sus tesoros.

Para entender el origen del nombre Argentina, debemos remontarnos al inicio de la conquista y colonización española en América. España y Portugal, discutían su supremacía sobre estas tierras y sus tesoros. Precisamente, los nombres Argentina y Río de la Plata evocan la búsqueda de los preciados tesoros de la Sierra de la Plata.

América, fue oficialmente descubiertas en 1492, por Cristóbal Colón, comerciante genovés. Colón, financiado por el imperio español presidido por la reina Isabel la Católica, intentaba abrir una nueva ruta de acceso a oriente, navegando hacia occidente, y llega al nuevo mundo creyendo que era la India. Para 1507, ya se empieza a llamar América a las tierras descubiertas.

En junio de 1494, España y Portugal, firmaron el Tratado de Tordesillas, que establecía por bula papal cual sería la parte del territorio que correspondería a cada país. Esto no implicó que se resolviera el conflicto de posesión sobre las tierras del nuevo mundo. Tampoco impidió que se realizaran expediciones secretas, en los nuevos territorios, y no faltaron las intrigas y el intercambio de espías entre ambos imperios.

Mapa del Tratado de Tordesillas
Mapa del Tratado de Tordesillas

Tratado de Tordesillas, imagen del documento original
Tratado de Tordesillas

Se desata entonces, una febril carrera, por la ruta de la Plata. Las políticas de exploración y expansión, buscaban nuevas fuentes de financiamiento para las interminables guerras santas y las aventuras imperiales, en particular la de los Habsburgo en España, con el Emperador Carlos V ó Rey Carlos I de España (1516–1556).

También se incorporaron a la política expansionista, Francia, luego Inglaterra y Holanda que no se habían comprometido a respetar ningún acuerdo. Por lo tanto, se hizo efectivo el planteo de Francia, de que los derechos de posesión estarían determinados por la ocupación efectiva de los territorios

Origen del nombre América

El término patriotas o americanos se utilizaba indistintamente para denominar a los criollos, en la época de la Independencia. El primer registro documental de la palabra América, es de 1507 en el mapa de Waldseemüller cartógrafo alemán.

Mapa Waldseemüller con el detalle del continente americano
Detalle Mapa Waldseemüller de 1507, con el nombre América

Este es el detalle del mapa, donde se observa a la izquierda la representación de América del Sur, que pertenece al mapa del mundo de Martin Waldseemüller de 1507 que se encuentra a continuación.

Mapa Waldseemüller del mundo
Mapa Waldseemüller, 1507. Fuente: Library of Congress

Efectivamente, Martin Waldseemüller (1470-1520), Martinus Ilacominus o Hylacomilus en latín, geógrafo y cartógrafo alemán; fue el primero junto a Mathias Ringmann en utilizar el nombre de América, para denominar a los nuevos territorios, en homenaje a Américo Vespucio (1454-1512) nacido florentino y naturalizado castellano.

El nombre América, cobra especial relevancia, si se considera que se empleaba indistintamente el término patriotas o americanos para denominar a las gentes de esta tierra en la época de la Independencia. Sobre este tema nos extenderemos en párrafos posteriores.

Origen del nombre Río de la Plata

Fueron también los portugueses, los primeros en utilizar el nombre Río de la Plata en 1516. El primer registro escrito español, con el nombre Provincias del Río de la Plata, es de 1534, en la Capitulación con Don Pedro de Mendoza

Para 1516 se había descubierto el río de Solís, que los portugueses bautizaron con el nombre de Río de la Plata, y que según el imaginario de la época conducía a la Sierra de la Plata con incontable riqueza. Hacia 1532, el mentado río ya se había popularizado también entre los españoles con el nombre de Río de la Plata.

El rey de España, se entera que el almirante portugués Martín Alfonso de Sousa, había incursionado en el Río de la Plata y había dejado en sus orillas unos monolitos representativos del imperio de Portugal. Alarmado, Carlos V, intenta controlar la puerta de acceso a la Sierra de la Plata e impedir la ocupación portuguesa. Por lo que, el 21 de mayo de 1534, firma una Capitulación con Don Pedro de Mendoza, para la conquista y población de las tierras, que se nombran en dicho documento como Provincias del Río de la Plata.

Finalmente el 3 de febrero de 1536, el adelantado Don Pedro de Mendoza en cumplimiento de la capitulación, funda a orillas del Río de la Plata, la ciudad y puerto de Nuestra Señora del Buen Ayre.

Ver Descubrimiento del Río de la Plata >>

El Plata según Ulrico Shmidl

Primer cronista -de las que llama Provincias del Río de la Plata- que relata el drama de la primera fundación de Buenos Aires.

Este período fue muy bien documentado por Ulrico Shmidl (1510-1580) en un estilo directo y austero, en su obra llamada Viaje al Río de la Plata. Este es el primer documento histórico, de un testigo presencial, sobre la región del Plata. Su autor era un soldado alemán, veedor de los banqueros Wesler y se lo considera el primer cronista del Río de la Plata.

Ulrico Shmidl o Ulrich Schmidel, cuenta como asistió a la primera fundación de Buenos Aires y comparte las penurias que padecieron los pobladores que incluyeron episodios de antropofagia debido a la falta de alimento. Schmidl permaneció durante veinte años, en las que denomina Provincias del Río de la Plata, y participó de la fundación de Asunción.

Portada de Viaje al Río de la Plata de Ulrico Schmidl en la edición de Levinus Ulsius de 1599
Viaje al Río de la Plata de Ulrico Schmidl

Retrato de Ulrico Schmidl
Retrato de Ulrico Schmidl

Sobre estos temas, contamos la historia en cuatro informes ilustrados: El inicial es sobre la primera fundación de Buenos Aires, el segundo trata el tema de los dramáticos episodios donde los poderosos conquistadores se transformaron en casi inexplicables víctimas del hambre. El tercer informe trata sobre la segunda fundación de Buenos Aires por Juan de Garay y el cuarto amplía sobre las causas y consecuencias de la dos veces fundada, ciudad de Buenos Aires.

Ver Resúmen de la fundación de Buenos Aires >>

Origen del nombre Argentina

El drama de la primera fundación de Buenos Aires, que tuvo como testigo a Ulrico Schmidl, y que fuera luego recreado en 1601 en un poema por Martín del Barco Centenera, popularizó el nombre de Argentina, que ya estaba documentado en un mapa del cartógrafo portugués Lopo Homem en 1554.

Los dramáticos hechos acontecidos en la fundación de la primera Buenos Aires, quedaron grabados en la memoria de sus sobrevivientes e inspiraron romances, poemas y cartas.

Centenera populariza el nombre Argentina

Efectivamente, sesenta y cinco años después, en 1601, inspirado en el drama de la primera Buenos Aires, el inquisidor Martín del Barco Centenera, produce el poema histórico escrito, en cuyo Canto IV, describe la hambruna en la fundación de la ciudad y puerto de Nuestra Señora del Buen Ayre.

En que se trata de la más cruda hambre que se ha visto entre los cristianos, la cual padecieron los de don Pedro de Mendoza en Buenos Aires, y cómo se pobló el Argentino

Tanto en el canto cuarto como en el nombre de la obra Argentina y conquista del Río de la Plata, con otros acaecimientos de los reinos del Perú, Tucumán y estado de Brasil, se emplea el vocablo Argentina para denominar a las tierras del Plata.
También se emplea profusamente la palabra argentina, ya sea como sustantivo o como adjetivo, a lo largo de mas de diez mil versos y veintiocho cantos.

Lo esencial a tener en cuenta es que el poema contenía un tema de gran impacto en la sociedad de su tiempo, que en consecuencia popularizó el vocablo Argentina, como denominación de las tierras del Plata.

Decimos que Del Barco popularizó el nombre Argentina, porque el nombre ya existía, lo había utilizado Lopo Homem en 1554, como contamos en los próximos párrafos

Quién era Martín del Barco Centenera

Martín del Barco Centenera, llegó al Río de la Plata como miembro de la expedición de Juan Ortiz de Zárate en calidad de sacerdote arcediano. Se sabe que su obra no trascendió por la calidad de sus versos, en estilo poco pulido y menos limado como el mismo Centenera expresa en el prólogo. Tampoco se hizo conocida, por sus cualidades personales, ya que fue desprovisto en Lima del oficio inquisitorial por que trataba su persona con gran indecencia.

La memoria en verso, cuenta las experiencias de veinticuatro años de peregrinaje por estas tierras, que incluyen testimonios auténticos y desbordes imaginativos. Se puede acceder al texto completo del poema de Centenera aquí.

Origen del nombre Argentina en la portada del poema en verso de Martín del Barco Centenera
Portada del poema de Del Barco Centenera
Canto Primero de Del Barco Centenera.
Canto Primero de Del Barco Centenera

Otro registro documental del nombre Argentina

Ruy Díaz de Guzmán crea en 1612 la obra literaria llamada La Argentina

Siguiendo con los primeros registros documentados del nombre de la región del Plata, encontramos en Charcas en 1612, la obra literaria llamada La Argentina. El autor es Ruy Díaz de Guzmán nacido en Asunción, hijo de un conquistador español y de una hija mestiza de Martínez de Irala. Este es el primer intento de historia argentina y la primera obra de autor nacido en las tierras del Plata, en la historia de la literatura argentina.

La Argentina cuenta lo acaecido desde el descubrimiento de las provincias del Río de la Plata, hasta la fundación de Santa Fe. Su obra contiene información verídica y algunas leyendas, como la que se refiere a los amores trágicos de Mangoré y Siripo por Lucía Miranda, que termina con la destrucción de Sancti Spiritu. El manuscrito original se perdió, la obra se publicó dos siglos después en base a manuscritos del período hispánico de segunda o tercera mano, y se la conoce con el nombre de La Argentina Manuscrita. Se puede acceder a la versión de 1836 de Pedro de Angelis aquí.

Dónde aparece por primera vez el nombre Argentina

El nombre Argentina como denominación de nuestro país, aparece previamente en 1554, en mapas del cartógrafo portugués Lopo Homem (1497-1572)

Mapa de Mundi – 1554 [Ilustración, detalle] Homem, Lopo (Cartógrafo, Maestro de Cartas de Navegación, portugués). Atlas Miller. Lopo Homem, Pedro Reinel y Jorge Reinel ilustrado por el miniaturista, António de Holanda. Biblioteca Nacional de París.
Mapa de Mundi – 1554 [Ilustración, detalle] Homem, Lopo (Cartógrafo, Maestro de Cartas de Navegación, portugués). Atlas Miller. Lopo Homem, Pedro Reinel y Jorge Reinel ilustrado por el miniaturista, António de Holanda. Biblioteca Nacional de París.

Hay que destacar que el nombre Argentina como denominación de nuestro país, había aparecido previamente en 1554, en unas piezas cartográficas del ilustre cartógrafo portugués Lopo Homem que murió en 1565. En estos mapas, cuyo diseño se inició en 1519, se denomina a nuestra región como Terra argétea, como figura en los mapas o Terra argentea como se menciona en la mayoría de las publicaciones posteriores. En ambos casos, surge la asociación con el término latino argentum, que significa plata.

Lopo Homem trabajó como Maestro de Cartas de Navegación, colaboró con Pedro Reinel para crear varios mapas. Su hijo, Diego Homem, también fue un reputado cartógrafo. Los mapas integran el Atlas Miller preservado en la Biblioteca Nacional de París.

Otra vez la ruta de la Plata

Finalmente, la plata de Potosí, llega con la creación del Virreinato del Río de la Plata en 1776.

Retomando la historia de la denominación de Provincias del Río de la Plata o Gobernación del Río de la Plata, la misma venía siendo utilizada oficialmente en documentos, decretos y nombramientos desde la firma de la Capitulación de Mendoza en 1534.

En 1776 se constituye el Virreinato del Río de la Plata, que incluía
las minas de Potosí. Esta es una de las medidas mas trascendentes de la colonización española. El estado argentino es el heredero directo de la organización del Virreinato del Río de la Plata, incluyendo la mayor parte del territorio. Finalmente el nombre Virreinato del Río de la Plata expresa la realidad, interpretada como el tránsito de la plata por el virreinato, desde las minas de Potosí a Buenos Aires y desde allí a España.

Durante los movimientos independentistas de 1810, se sigue con la tradición colonial respecto de la denominación y se consagra la Excelentísima Junta Gubernativa del Río de la Plata. El centro del movimiento revolucionario del 25 de mayo, fue el Cabildo de la porteña Ciudad de Buenos Aires, hasta entonces capital del virreinato, se alega en los juramentos una pretendida lealtad a Fernando VII, y no hay innovación en las denominaciones.

El nombre América en el período de la Independencia

El movimiento revolucionario americanista, promueve el nombre y la identidad de América y del pueblo argentino.

Sin embargo la lucha por la independencia en sus primeros años estuvo signada por un espíritu explícitamente americano. Pensamiento que encarna José de San Martín, que se destaca entre los máximos patriotas revolucionarios. San Martín fue uno de los miembros fundadores de la Logia Lautaro. Tanto la Sociedad Patriótica, órgano público de la Logia Lautaro, como el juramento de la Asamblea del año XIII se refieren a la región como la América. Los americanos y La América son los vocablos que se popularizan en este período.

Las denominaciones del país en el Himno Nacional

Tal es el caso del Himno Nacional de Vicente López y Planes, oficializado en la Asamblea del año 1813 como Marcha Patriótica. En ella además de nombrar a América se menciona a las provincias unidas del Sud y al pueblo argentino. La versión que se encuentra a continuación es la que fuera adoptada por la Asamblea del año 1813.

Destacamos, a modo de ejemplo, un fragmento de la versión completa impresa el 14 de mayo de 1812 por la Imprenta de los Niños Expósitos:

Desde un polo hasta otro resuena
De la fama el sonoro clarín
Y de América el nombre enseñando
Les repite mortales oíd:
Ya su trono dignísimo abrieron
Las provincias unidas del Sud.
Y los libres del mundo responden:
Al gran pueblo argentino salud.

Fragmento Himno Nacional Argentino
Texto completo de la Marcha Patriótica por la imprenta de Niños Expósitos. Buenos Aires, mayo 14 de 1812
Marcha Patriótica o Himno Nacional, por la imprenta de Niños Expósitos. Buenos Aires, mayo 14 de 1812

Los nombres del país en Actas y Constituciones

Soplan aires de independencia, y el país se debate entre unitarios vs federales, Provincias Unidas del Río de la Plata vs Confederación Argentina

A la Asamblea convergían las tendencias más representativas de la época. Estaban aquellos que proponían la emancipación de América como continente, los que defendían la autonomía provincial con un sistema de integración nacional, los que bregaban por la hegemonía de Buenos Aires con un gobierno centralizado y subsistían los que aspiraban a una monarquía constitucional.

El 9 de Julio de 1816 con la declaración de la Independencia se firma el Acta de la Independencia donde se adopta la denominación de Pueblos Confederados de la República Argentina, rompiendo definitivamente el vínculo con la monarquía española.

En la Constitución de 1819, en su portada se refiere a las Provincias Unidas en Sud-América. En tanto en el texto que rodea el escudo se lee: Provincias Unidas del Río de la Plata.

Portada de la Constitución de 1819
Portada de la Constitución de 1819
Original del Acta de la Independencia
Original del Acta de la Independencia 1816

Estos años estuvieron signados por las luchas entre unitarios y federales, y el nombre va variando de Confederación Argentina a Provincias Unidas del Río de la Plata de acuerdo a la puja de poder de uno y otro bando.

Se termina el sueño americano

Con la separación de Paraguay, Bolivia y Uruguay de las Provincias Unidas, se desvanece el sueño americano

A ello se agrega la compleja situación internacional, que incluye la liberación de Fernando VII que ansía recuperar sus colonias y la lucha de las fuerzas patriotas con las tropas realistas. Además de la presión que ejerce Portugal intentando llegar al Río de la Plata.

Todo ello contribuyó para que se desvaneciera el gran sueño americano, y de las Provincias Unidas del Sud emergen cuatro naciones independientes.
Paraguay marca el camino, declarando su independencia el 14 de mayo de 1811. Varios años después el 6 y el 25 de agosto de 1825, Bolivia y Uruguay respectivamente, se separan de las Provincias Unidas del Sud.

Oficialización del nombre Argentina

Finalmente con la Constitución del 24 de diciembre 1826, se oficializa el nombre de República Argentina cuya independencia fuera declarada el 9 de Julio de 1816.

La Constitución Nacional de 1853 fue promulgada en 1860, en ese momento se agregan cuatro artículos y se suprime uno. Entre los artículos que se agregan está el Artículo 35:

Las denominaciones adoptadas sucesivamente desde 1810 hasta el presente, a saber: Provincias Unidas del Río de la Plata; República Argentina; Confederación Argentina, serán en adelante nombres oficiales indistintamente para la designación del gobierno y territorio de las provincias, empleándose las palabras “Nación Argentina” en la formación y sanción de las leyes.

El presidente Santiago Derqui, el 8 de octubre de 1860 en la ciudad de Paraná, establece por decreto la denominación República Argentina.

Las denominaciones de Provincias Unidas del Río de la Plata o Provincias Unidas de Sud-América, entraron en el pasado. La primera fue el símbolo de la historia colonial y la segunda fue el testimonio de un sueño que no pudo ser. Aunque actualmente y con características diferentes vuelve a tomar cuerpo la integración continental de América.

Finalmente quedó establecido el uso oficial de la denominación República Argentina. Pero no son los decretos, los que determinan la emblemática del país. Por ello el nombre Argentina es el adoptado por los usos y costumbres de nuestra gente, dentro y fuera de nuestro país.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR…

[wp_show_posts id=”14198″]

Referencias:

Todo el material gráfico del informe esta editado digitalmente en versión personalizada por surdelsur.com en base a los siguientes documentos:

  • Tratado de Tordesillas – 1494[Reproducción, detalle]. Biblioteca Nacional de Lisboa, Portugal.
  • Waldseemüller, Roberto (Geógrafo y cartógrafo alemán). (1470-1520). Cosmografía Universal con descripción de la Tierra – 1507  [Ilustración, detalle]. Biblioteca del Congreso de Estados Unidos: Documento Completo
  • Schmidl, Ulrico (Cronista, Soldado, Viajero). (1510-1580). Viaje al Río de la Plata [Portada, retrato]. Relato de Ulrico Schmidl (1599), por Hulsius Levinus (Editor) (1546-1606). Nuremberg.
  • Del Barco Centenera, Martín (Sacerdote arcediano, español). (1535). Argentina y Conquista del Río de la Plata [Portada, poema]. Primera Edición 1603 . Lisboa.
  • Homem, Lopo (Cartógrafo, Maestro de Cartas de Navegación, portugués).Mapa de Mundi – 1554 [Ilustración, detalle] Atlas Miller. Lopo Homem, Pedro Reinel y Jorge Reinel ilustrado por el miniaturista, António de Holanda. Biblioteca Nacional de Paris.
  • Homem, Diego (Cartógrafo, portugués).Mapa de América del Sur – 1558 [Ilustración, detalle] Atlas Miller. Biblioteca Nacional de París.
  • Himno Nacional – 14 de mayo de 1813 [Reproducción, detalle]. Imprenta de los Niños Expósitos
  • Imprenta de la Independencia Constitución de las Provincias Unidas en Sud América – 1819
Bibliografía:
  • Abad de Santillán, Diego Historia Argentina Tipográfica Editora Argentina, 1965. Buenos Aires, Argentina.
  • Pigna, Felipe Los mitos de la Historia Argentina
    1º Edición. Grupo Editorial Norma, 2004. Buenos Aires, Argentina.
  • Del Barco Centenera, Martín (Sacerdote arcediano, español). (1535). Argentina y Conquista del Río de la Plata [Poema Histórico]. Primera Edición 1603 . Lisboa.
  • Díaz de Guzmán, Ruy (Cronista, historiador, militar, paraguayo) (1554-1629). Argentina [Prosa]. Charcas 1612. Argentina manuscrita. Editor: Pedro de Angelis.(1836) Buenos Aires Texto completo
Photo of author
Equipo Editorial de surdelsur.com
El Equipo Editorial de El Sur del Sur: Argentina: el país, su cultura y su gente, tiene como objetivo difundir la identidad cultural de los argentinos. Dirección General: Arq. Irene Raizboim Farber.